RCVO | Pandemia: precarización en evidencia
1700
post-template-default,single,single-post,postid-1700,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-2.7,smooth_scroll,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.1,vc_responsive

Pandemia: precarización en evidencia

La pandemia del Covid-19 genera incertidumbre en muchos aspectos de la vida social. En medio de esta incertidumbre, lo que necesitamos son acciones que nos den serenidad y protección.

 

Y efectivamente vemos como en asambleas territoriales, organizaciones sociales, barrios y comunidades, las personas se unen y procuran el bien común. Por el contrario, desde el gobierno y los dueños de la riqueza, las acciones más claras apuntan a la precarización y la represión, mientras que solo vemos desaciertos cuando se trata de garantizar salud y bienestar para las personas.

 

Uno de los aspectos más críticos en un contexto como este es el sustento económico. Es allí donde las comunidades necesitamos más protección y, justamente, es en ese ámbito donde el gobierno está impulsando una serie de medidas de ajuste a las condiciones laborales que buscan proteger las ganancias de las empresas a costa de las condiciones de vida de los y las trabajadoras de este país. Sobre este tema, conversamos con Javier Pineda, abogado de la Defensoría de los y las trabajadoras.

 

 

El Gobierno busca que la crisis la paguen los trabajadores

 

Consultamos a Javier sobre el reciente dictamen de la Dirección del Trabajo que abre la posibilidad de que las empresas suspendan el contrato de trabajo a las/os trabajadores “por caso fortuito o fuerza mayor”, los detalles del dictamen, y sus implicancias, son explicadas en extenso por el propio Javier Pineda en el video que se encuentra al final de esta nota. En términos generales, de acuerdo al abogado, este dictamen es ilegal pues contraviene lo establecido en el Código del Trabajo, vulnerando “cuestiones básicas del Derecho del Trabajo como lo es la protección del trabajador; que en caso de duda lo que debe hacerse es interpretar la norma en favor del trabajador y esta cuestión hace precisamente lo contrario, toda vez que divide el riesgo generado a propósito de la pandemia”. Pero no solo eso. Este dictamen es la antesala al proyecto de ley ya presentado por el gobierno que busca que los y las trabajadores reciban remuneración durante la suspensión del contrato, con cargo a su seguro de cesantía, es decir, dineros que pertenecen al propio trabajador y que están destinados a aportarle ingresos en los casos en que pierda su trabajo. Por esta razón, Pineda califica estas medidas como precarizadoras: “En este caso, el gobierno busca que la crisis la paguen los trabajadores

 

 

 

 

 

Ley sobre teletrabajo: más precarización

 

El teletrabajo no es nuevo en la discusión sobre condiciones laborales, en el entendido de que solo algunos tipos de trabajo pueden realizarse a distancia, sin que el/la trabajadora deba concurrir a la empresa. En general, Javier comenta que es “deseable el teletrabajo siempre y cuando sea una cuestión que beneficie al trabajador”, sin embargo, en el caso particular de la ley que se aprueba recientemente en Chile, a propósito de la pandemia, lo que ocurre es que se precariza aún más la condición de los trabajadores, porque se elimina la jornada de trabajo y el pago de horas extra, se dificulta el control y la fiscalización de las condiciones laborales pactadas entre el trabajador y empleador: “Lo que hizo el gobierno fue aprovechar esta coyuntura para impulsar un proyecto que ya habían presentado hace años y que responde a esa lógica precarizadora”, que está a la base de lo que han hecho los gobiernos, no solo el de Sebastián Piñera, sino los gobiernos de los últimos 46 años. Por otro lado, así planteado, el teletrabajo “va atomizando las relaciones laborales y reduciendo las posibilidades de organización

 

 

 

 

 

La pandemia visibiliza aún más la precarización

 

“La pandemia actual visibiliza la situación de precarización que viven millones de familias en nuestro país, caracterizada por salarios bajos, altos niveles de endeudamiento y que ante cualquier amenaza, como es la pandemia, se corre un riesgo severo de caer en la pobreza, incluso de no tener qué comer a final de mes. Esto está estrechamente vinculado con la discusión general sobre seguridad social, que da cuenta de una larga historia en la que el pueblo se ha dotado de herramientas de ayuda, como las mutuales y los sindicatos, para dar respuesta a las necesidades de sus miembros, socorriéndolos en caso de problemas o frente a las distintas eventualidades de la vida. Por otra parte, Javier comenta que “en otros países esta discusión tiene continuidad hasta el día de hoy y se expresa en la existencia de la “renta básica universal, que todas las personas mayores de 18 años -e incluso se puede discutir la edad- tengan derecho por el solo hecho de existir, de recibir una renta básica universal con cargo a las rentas generales del estado y que eso debiese ser fruto de lo que el estado recibe por concepto de impuesto, pero también por concepto de actividad empresarial”. Javier propone avanzar el debate de las organizaciones en esa dirección, lo que ya ha estado ocurriendo en algunas asambleas territoriales, como la de Valdivia.

 

 

 

 

Revisa el video

 

#Coronavirus | ¿Mi empleador puede suspender o terminar mi contrato de trabajo por caso fortuito o fuerza mayor? (Elaborado por la Defensoría de las y los Trabajadores)

 

Contacto Defensoría Popular de los y las Trabajadoras

 

Puedes contactarte con la Defensoría al correo contacto@dptchile.org.

 

Encuéntralos en Facebook Defensoría Popular de las y los Trabajadores @defensoriadelasylostrabajadores

 

 

RADIO COMUNITARIA VILLA OLÍMPICA:

RECONSTRUYENDO LA VIDA DE BARRIO AL CALOR DE LA RESISTENCIA COMPARTIDA